Del ciclismo para la vida; lecciones de la temporada

El ciclismo es probablemente uno de los deportes más exigentes. Pruebas de tres semanas de duración donde no hay tregua para tener un mal día. La exigencia en ciclismo es máxima; largas jornadas de entrenamiento y de competición, condiciones meteorológicas adversas, accidentes, problemas mecánicos, aficionados impertinentes, etc. Es un deporte que exige estar siempre al máximo rendimiento, de ahí que sea uno de los deportes más afectados por el dopaje. Pero además de esto, tiene detrás una gestión estratégica profesional donde todo está planificado con anterioridad y si surge algo inesperado, se planifica en ese momento.

Pero no. No se trata de ciclismo. Se trata del comportamiento humano y de la forma de organización social que el ciclismo nos enseña. Sólo basta mirar la última temporada.

  1. Apuesta por las mujeres

2018 está siendo el primer año del equipo femenino Movistar Team. Otros sponsors que actualmente ya tienen equipo masculino como Trek, ya han anunciado que el próximo año contarán también con un equipo femenino profesional. Pero aún queda mucho por hacer. En el caso de Trek (fabricante de bicis) es obvio que detrás de esta decisión hay una intención de adentrarnos a las mujeres en la afición a las bicis de carretera y bienvenido sea aunque sea con fines comerciales. Una pincelada en una esquinita del lienzo.

Fuente: Doug Pensinger/Getty Images Europe

La verdadera discriminación, y hablo de discriminación en general, comienza cuando no se le ofrece la misma oportunidad a todas las personas con un mismo interés en conseguir algo. El Tour, y hablo del Tour porque es la carrera ciclista por excelencia, ofrece a las chicas una carrera de un día frente a las 21 etapas de la carrera masculina. Sin embargo, a juzgar por las crónicas, el espectáculo ofrecido este año por las chicas fue brillante en comparación al que a menudo ofrecen los chicos pro. Entonces ¿por qué ofrecerles un recorrido tan diferente al masculino? “Sólo” falta darles más espacio en los medios de comunicación y hacer que la publicidad de los maillots sea tan rentable como es la de los hombres. No se trata de ponérselo más fácil sino de darles la oportunidad de demostrar que ellas también pueden rentabilizar la inversión manteniéndonos pegados a la tele o al lateral derecho del sofá 😉

Creciendo y descubriendo

Dicen que las personas crecemos cuando salimos de la zona de confort. Independizarte, viajar, conocer gente nueva, tener nuevas aficiones, hacer cosas distintas cada día y como no, cambiar de trabajo, forman parte de esa zona en la que uno se enfrenta a lo desconocido y siempre, de algún u otro modo lo supera y aprende.

Natalidad, emprendimiento y algo de magia

La física, un dios, los aliens o quienquiera que fuera, quiso que sólo las hembras tuvieran en su interior la magia necesaria para generar vida de su misma especie. Es curioso que históricamente, hablar del “sexo débil” hacía referencia a las mujeres cuando en realidad somos el sexo fuerte, precisamente por esa capacidad intrínseca y exclusiva de albergar vida humana en nuestro interior. Existen mujeres y hombres fuertes y débiles; las personas somos fuertes y débiles según nuestra condición. Pero es evidente que hay que ser muy fuerte para llevar dos vidas a cuestas y seguir pisando el suelo sin que el mundo se pare. Es nuestra propia naturaleza, es esa magia que llevamos dentro la que nos hace ser más firmes, más valientes, más completas…

La maternidad es una realidad biológica y no es transferible. No existe la opción de decidir qué miembro de la pareja se embaraza. Sólo las parejas homosexuales femeninas tienen la opción de tomar esta decisión. En un contexto heterosexual que es el más frecuente, las parejas deciden si tener o no hijos pero no quien ha de afrontar los cambios físicos y hormonales simultáneos y posteriores que supone un embarazo. Sí existe sin embargo, la posibilidad de decidir si la mujer se compromete o no a seguir las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud sobre la lactancia materna. La propuesta de Ley que me trae a escribir esto, aprobada por unanimidad en el Congreso de los Diputados, habla de las “actuales facilidades para conservar la leche” pero no sé si esta opción es factible para todas las tomas que necesita un recién nacido, así que de cara a facilitar la lactancia, estamos como antes.

Consumidores responsables, empresas responsables

Cuando hablamos de Responsabilidad Social Empresarial, inmediatamente pensamos en la ética que aplican las empresas cuando desarrollan su actividad. Sin embargo, somos nosotros, los clientes, quienes tenemos el verdadero poder en sus decisiones al inclinarnos por consumir un producto concreto.

¿Cómo podemos desde la última parte de la cadena forzar a las empresas para que sean socialmente responsables?

Las matemáticas en el desarrollo económico actual

¿Recuerdas a tus profesores de matemáticas en secundaria? ¿Te explicaron alguna vez los usos reales y prácticos de todas esas fórmulas, sumatorios, exponentes y todos esos símbolos que se utilizan entre una combinación de números y letras?

Premisas de libertad

Somos completamente libres en ese instante en que salimos del útero de nuestra madre. Sin ropa que nos oprima, sin nadie que nos mande callar y con toda la inconsciencia pura y fértil. Esa libertad absoluta dura tan solo unos segundos. A partir de ese momento no nos queda más que luchar contra los preceptos sociales y trabajar nuestra consciencia si es que queremos ser un poco libres. Porque ser libre es duro. Ser libre es de valientes. Y ser completamente libre es imposible en un mundo social y conectado.